La bodega neozelandesa Villa María ha lanzado su primera gama de vinos ecológicos, EarthGarden. La nueva gama está diseñada para satisfacer la creciente demanda mundial de productos sostenibles y forma parte del compromiso de la bodega de convertir el 100% de sus viñedos en ecológicos para 2030.

Los neozelandeses serán los primeros en tener en sus manos la gama EarthGarden, que estará disponible en línea y en las tiendas de todo el país a partir del 1 de marzo. A finales de abril se lanzará en el Reino Unido.

La gama con certificación BioGro incluye Marlborough Sauvignon Blanc 2020, Hawke’s Bay Rosé 2020, Marlborough Pinot Noir 2019 y Hawke’s Bay Merlot Cabernet Sauvignon 2019.

Matt Deller, director global de ventas y marketing de Villa María, dijo: “El año pasado, IWSR pronosticó que el mercado mundial del vino ecológico crecerá un 43% para 2024, y la industria vinícola neozelandesa, de 2.000 millones de dólares, está bien posicionada para capitalizar esta tendencia.”

La viticultora de Villa Maria, Hannah Ternent, dijo que la bodega planta semillas de flores silvestres cada año para fomentar los polinizadores y ayudar a crear un “ecosistema floreciente”, que a su vez apoya el crecimiento de sus vides.

Y añadió: “Estamos muy motivados para seguir mejorando la salud de nuestros suelos y del medio ambiente, de modo que podamos seguir cosechando frutos hermosos en los años venideros. EarthGarden resume perfectamente estos principios y lo que nos esforzamos por conseguir”.

Fiona Mottershaw, responsable de la marca en Hatch Mansfield, dijo: “Estamos encantados de lanzar esta nueva e importante gama ecológica de Villa María en 2021. Con el medio ambiente como una consideración cada vez más apremiante en todas nuestras mentes, el momento no podría ser más perfecto para empezar a mostrar el trabajo que Villa María ha estado haciendo, desde hace muchos años, para poner la sostenibilidad en el corazón del negocio.”

Villa Maria adquiere todos sus envases en un radio de 22 km de su finca de Auckland, y sus botellas de vino se fabrican en Nueva Zelanda con una media del 69% de vidrio reciclado.