Léopold Frédéric Léopoldowitsch Survage (31 de julio de 1879 – 31 de octubre de 1968; nombres variantes: Léopold Sturzwage, Leopold Sturwage, Leopoldij Sturzwasgh, Leopoldij Lvovich Sturzwasgh) fue un pintor francés de ascendencia ruso-danés-finlandesa nacido en Lappeenranta, Finlandia (con referencias seleccionadas que indican el lugar de nacimiento de Moscú, Rusia). Su obra no fue ajena al vino. Esto lo podemos comprobar en “Naturaleza muerta con melocotones”, fechada en 1914.

Naturaleza muerta con melocotones (1914), de Leopold Survage

A una edad temprana, Survage fue dirigido a entrar en la fábrica de pianos operada por su padre finlandés. Aprendió a tocar el piano, y luego completó un diploma comercial en 1897. Después de una grave enfermedad a la edad de 22 años, Survage reconsideró su carrera y entró en la Escuela de Pintura, Escultura y Arquitectura de Moscú. Introducido en el movimiento moderno a través de las colecciones de Sergei Shchukin e Ivan Morozov, se unió a la vanguardia rusa y, en 1906, se afilió vagamente al círculo de la revista Zolotoye runo (Vellón de oro – ver también Maximiliano Voloshin). Conoció a Alexander Archipenko y expuso con él en compañía de David Burlyuk, Vladimir Burlyuk, Mikhail Larionov y Natalia Goncharova. Con Hélène Moniuschko, más tarde su esposa, viajó a Europa Occidental, visitando París en julio de 1908. La pareja finalmente se estableció en París, donde Survage trabajó como afinador de pianos y asistió brevemente a la escuela de corta duración dirigida por Henri Matisse. Expuso con el grupo Jack of Diamonds en Moscú en 1910 y expuso por primera vez en Francia, a instancias de Archipenko, en el Salón de Otoño de 1911.

En 1913, Survage produjo composiciones abstractas utilizando el color y el movimiento para evocar un tipo de sensación musical. Titulado Rythmes colorés, tenía previsto animar estas ilustraciones a través del cine para formar “sinfonías en color”. Veía estas imágenes abstractas como fluyendo juntas, pero exhibió los dibujos de lavado de tinta por separado en el Salon d’Automne en 1913 y en el Salon des Indépendants en 1914. Los artículos sobre estas obras fueron publicados por Guillaume Apollinaire (París-J., julio de 1914) y por el propio Survage (Soirées Paris, julio-agosto de 1914). En junio de 1914, para desarrollar su idea, Survage solicitó sin éxito una patente a la Gaumont Film Company. Si hubiera podido recaudar los fondos, habría precedido a Viking Eggeling y Hans Richter como los primeros en desarrollar películas abstractas.

A partir de 1917, Survage compartió un estudio -y una afición por los excesos alcohólicos- con Amedeo Modigliani en París. Survage se trasladó más tarde a Niza y, en los ocho años siguientes, produjo óleos altamente estructurados y obras sobre papel vinculadas entre sí por una serie de leitmotivistas, repitiendo grupos de elementos simbólicos -hombre, mar, edificio, flor, ventana, cortina, pájaro- como si fueran protagonistas de una serie de imágenes en movimiento. La influencia puede haber sido la de Marc Chagall, un artista bien conocido por sus inserciones de parejas flotantes, vacas, gallos y diversas iconografías judías. Para 1922, Survage había comenzado a alejarse del cubismo en favor de la forma neoclásica. Quizás se vio influenciado por los encargos de los Ballets Rusos de Serge Diaghilev, comenzando con los decorados y los trajes para la ópera buffa Mavra de Igor Stravinsky en la Ópera de París en 1922. Aunque principalmente pintor, durante este período también realizó escenografías, tapices y diseños textiles (especialmente para la casa de Chanel en 1933). A finales de los años 30, gracias a su contacto con André Masson, Survage se sintió cada vez más cautivado por los símbolos y el misticismo. Las formas curvilíneas que antes habían dominado sus composiciones volvieron a estar bajo el control de la estructura geométrica. Survage se incorporó a la Legión de Honor de Francia en 1963. Murió el 31 de octubre de 1968 en París.

Si te ha gustado esa obra, y también te gusta el vino, visita la tienda online de Licores Reyes para conocer las mejores propuestas: https://www.licoresreyes.es/shop

Un artículo de Alberto Muñoz Moral
Responsable de Comunicación de Licores Reyes