Ramón Bayeu y Subías (Zaragoza; 2 de diciembre de 1744-Aranjuez; 1 de marzo de 1793) fue un pintor y grabador español. Su obra no fue ajena al vino. Esto lo podemos comprobar en “La cocina”, fechada alrededor de 1780.

Hermano de Francisco Bayeu, con quien trabajó, y de Manuel Bayeu, también pintor. Ganó en la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando el concurso de 1766, cuyo premio era una beca para viajar a Roma, La Emperatriz Marta de Constantinopla ante Alfonso X, el lienzo premiado aun se conserva en la Academia. El célebre Francisco de Goya fue uno de los participantes.

Desde 1773, pintó cartones para la Real Fábrica de Tapices, 35 en total, de los que son famosos El choricero, El juego de bolos, El majo de la guitarra y El muchacho de la esportilla, entre otros. Colaboró con su cuñado, Goya, en los encargos del Real Monasterio de San Joaquín y Santa Ana en Valladolid y de la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción de Valdemoro, Madrid. También en algunos frescos de El Pilar de Zaragoza.

Buena parte de sus cartones, su obra más significativa, se encuentran en el Museo del Prado. También realizó algunos grabados, por lo general copias de cuadros famosos como La liberación de san Pedro de Guercino conservada ahora en el Prado.