La compañía de whisky escocés Hunter Laing & Co. ha introducido una serie de embotellado para mostrar los líquidos de la antigua destilería de Islay, Port Ellen. La serie de embotellado Eidolon incluirá tres expresiones de Port Ellen que se destilaron en 1983, poco antes de que cerrara la destilería, con menos de 650 botellas disponibles para su compra.

El primer lanzamiento de la serie, un whisky de 36 años de edad, se ha embotellado con una graduación alcohólica del 53,5% sin coloración artificial ni filtración en frío. Estará disponible en tiendas de whisky especialmente seleccionadas de todo el mundo y en el sitio web de Ardnahoe Distillery. La destiladora, mezcladora y embotelladora de propiedad familiar Hunter Laing & Co. tiene fama de sus raros whiskies añejos, y el padre del fundador Stewart Laing fue un fan de Port Ellen Distillery mientras estuvo en funcionamiento.

Stewart Laing dijo: “Nos complace ofrecer a los entusiastas de Islay este excepcional whisky de malta en nuestra nueva presentación Eidolon, que sólo incluirá whiskies de Port Ellen Distillery. Es, sin duda, un whisky de contraste, tanto un testamento de la sabiduría histórica como una celebración de la pericia del whisky moderno. Los barriles de Eidolon se reservaron cuidadosamente hace algunos años para un envejecimiento adicional y ahora creemos que han alcanzado la cima de su complejidad y carácter”.

Los hermanos Scott y Andrew añadieron: “Una nueva generación de perfeccionistas del whisky ha tenido la suerte de probar este espíritu cada vez más raro a lo largo de los años, continuando la protección y el cuidado de los barriles a través de las estaciones y el tiempo. Hemos dedicado mucho tiempo a diseñar la presentación y creemos que hace justicia a la calidad y la rareza del whisky que hay en su interior”.

La serie Eidolon toma su nombre de la antigua literatura griega, donde la palabra significa algo memorable de la historia. Hunter Laing & Co. también pretende que la serie anticipe los planes del propietario de la destilería Diageo para reiniciar la producción en Port Ellen.