California Cowboy Whiskey ha presentado una nueva expresión de centeno. La nueva oferta es el segundo lanzamiento de la empresa estadounidense de bebidas alcohólicas, que también comercializa un bourbon.

Embotellado con un 44% de alcohol, el California Cowboy Rye contiene una mezcla de 95% de centeno y 5% de cebada. Se destiló en Indiana y envejeció un mínimo de dos años en barricas nuevas de roble carbonizado. El bourbon, por su parte, se destiló en Kentucky y también envejeció durante un mínimo de dos años en barricas nuevas de roble carbonizado sin añadir sabores ni colores, antes de ser embotellado en California. Las notas de cata oficiales sugieren notas de granos crudos, frutas suaves y especias, así como notas de canela y cardamomo. En nariz, el centeno y las notas florales se combinan con aromas de nuez moscada, canela, cardamomo y menta. En el paladar se percibe caramelo, vainilla, menta, notas florales y un intenso y persistente sabor a especias.

Una parte de los beneficios de ambos lanzamientos se dona al Wild Horse Sanctuary, situado en Shingletown, California. El Santuario comenzó a rescatar caballos salvajes no deseados en 1978 y proporciona 5.000 acres de praderas y bosques de montaña para estos caballos. Su misión es proteger y preservar a los caballos salvajes de Estados Unidos proporcionándoles un santuario en un entorno ecológicamente equilibrado. The Wild Horse Sanctuary es una organización sin ánimo de lucro 501(c)(3).

Además de sus whiskys, la marca también se ha asociado con la cervecería Eagle Rock de Los Ángeles para elaborar una cerveza de estilo occidental California Cowboy de edición limitada.

El California Cowboy Rye Whiskey está actualmente disponible en la página web oficial de la destilería a un precio de venta al público de 36,99 dólares.

En otras noticias sobre el whisky de centeno, Jefferson’s Bourbon lanzó la semana pasada el Jefferson’s Rye Cognac Cask Finish Whiskey. La nueva oferta de la destilería artesanal de Kentucky es sólo el segundo whisky de centeno lanzado en la historia de la marca, el primero fue en 2008. Se trata de un whisky de centeno recto de doble barril, que se maduró completamente antes de ser terminado en barricas de coñac seleccionadas a mano durante entre nueve y 19 meses.